Visitas

martes, 28 de diciembre de 2010

¡¡ FELIZ AÑO 2011!!

Hay 2 días al año sobre los que no puedes hacer nada: AYER Y MAÑANA: solamente hoy podrás perdonar, sonreir, soñar, amar, sentir…Feliz año nuevo 2011


Vivir en el espíritu para cantar en el espíritu

"Quien ha aprendido a amar la Vida Nueva sabe cantar el cántico nuevo. De manera que el cántico nuevo nos hace pensar en la Vida Nueva. Hombre nuevo cántico nuevo, testamento nuevo... todo pertenece al mismo y único Reino".

Vivir en el espíritu para cantar en el espíritu
Vivir en el espíritu para cantar en el espíritu

"Quien ha aprendido a amar la Vida Nueva sabe cantar el cántico nuevo. De manera que el cántico nuevo nos hace pensar en la Vida Nueva. Hombre nuevo cántico nuevo, testamento nuevo... todo pertenece al mismo y único Reino" (San Agustín).
El cristiano que busca sinceramente conocer el lugar que la música debe ocupar en su propia vida, tiene en la Palabra de Dios una norma general que se puede aplicar a cualquier ámbito de su existencia: "Hacedlo todo para la Gloria de Dios" (1 Cor 10, 31).

Quien haya aceptado a Jesús como su Señor y Salvador, ya no es autónomo o autónoma para fijarse su propia ley, ya que ahora está "bajo la ley de Cristo Jesús" (1 Cor 9, 2 l). Y Jesús buscaba siempre lo que era agradable a Dios y servía para darle mayor gloria (Jn 7,18; 8, 29, 8 49; 17, 4).

"Porque ninguno de nosotros vive para si mismo y ninguno muere para si mismo" (Rm 14, 7). "Cristo murió para que los que viven ya no vivan para sí, sino para Aquel que murió y resucitó por ellos" (2 Cor 5, 15). "Para que en todo sea glorificado Dios por medio de Jesucristo"(1 Pe 4, 1 l).

Si hemos nacido de nuevo del agua y del Espíritu, desearemos hacer todas las cosas, también la música, para gloria de Dios. Todas mis cosas están bajo la mirada, de mi Padre; soy su hijo y vivo en función a Él. La música que aceptamos escuchar, la que componemos, la que cantamos o tocamos solos o con otras personas debe contribuir a glorificar a Dios.

Hacer algo para la Gloria de Dios significa que deseamos que Él reciba todo el Honor y la Alabanza de nuestra acción y que sea mejor conocido, amado y servido. Por tanto, renunciamos a nuestra propia gloria personal.

El mundo de la música, como toda actividad artística, ha sido desviada hacia la glorificación del hombre. Una de las metas reconocida o no de los artistas es la de hacerse un nombre. Y Jesús dice con respecto a esto: "más entre vosotros, no será así" (Mat 20.26).

En una oración común o en cualquier celebración litúrgica es inconcebible que músicos o cantores sean protagonistas. La música es ofrecida a Dios igual que las oraciones. No nos reunimos en el nombre del Señor para disfrutar de la música o para apreciar su calidad.

"Todas las cosas me están permitidas, pero no me dejaré dominar por ninguna". Incluso las mejores cosas pueden convertirse en un peligro para mi libertad si se convierten en imprescindibles para mi bienestar, si no puedo vivir sin ellas. Hoy en día la música se ha convertido para muchos en una droga de la que les sería muy difícil prescindir. La música es un medio maravilloso por el cual Dios puede damos Paz, Alegría, Fuerzas.... pero siempre seguirá siendo un medio, como los alimentos o las medicinas, en las manos de Dios.

No es de la música por si misma de quien espero estos beneficios, sino de mi Padre que me ama. Debo evitar, por tanto, dedicarles más tiempo, fuerzas o receptividad de lo que el Señor me muestra como conveniente para no depender de ella. Para muchos "melómanos" la música se ha convertido en un sucedáneo de la religión. Tienen necesidad de ella para tranquilizarse o animarse. Esperan de ella lo que nosotros esperamos de Dios: Consuelo, transformación interior, comunión con los otros...

La música es una sierva de Dios; si no ocupa su lugar, se hace un ídolo, un falso Dios. Hacer música para la Gloria de Dios es contribuir a que Dios sea conocido, tal como verdaderamente es, por el mayor número de personas. Glorificar "El Nombre de Dios" (Jn 17,18) es manifestar y hacer reconocer sus cualidades: Su Majestad, Su Gracia, Su Ternura Su Belleza. La música glorifica a Dios cuando refleja estas cualidades y las evoca en el interior de los oyentes. "Una música para la Gloria de dios -dice Küen- es una música de Paz, en el sentido de Shalóm: Plenitud, Realización, Felicidad".

Pablo, justo después de haber hablado del canto, dice: "y todo lo que hagáis, sea de palabra o de obra, hacedlo en el Nombre del Señor Jesús" (Col, 3, 17).

Hacer una cosa en el nombre de alguien, es hacerlo tal como él lo habría hecho, representando su personalidad, su naturaleza, hacerlo con su amor y su autoridad. Una música hecha en el Nombre del Señor Jesús debe reflejar su persona, su Fuerza, y su Dulzura, su Verdad y su Pureza, su Amor y su Poder, y también su Celo, su Pasión por el Padre, su indignación ante el mal. Una música de esta clase podrá tener, según los momentos, fuertes sonoridades, acentos peculiares, diferentes estilos, pero no se complacerá en excitar ni en condicionar. No será de carácter caótico o exagerado, sino que transmitirá la serenidad y el equilibrio que nacen del triunfo de Dios sobre toda división o destrucción.

En el Antiguo Testamento, los músicos del templo eran levitas sometidos a las mismas obligaciones que sus hermanos. No tenían ningún privilegio ni patrimonio; Dios mismo era su heredad (Num 18,29; Dt 10,9). Algo semejante ha de suceder con quienes son llamados a servir al Señor a través de la música y el canto. Un ministerio de música es como un ministerio de intercesión o de predicación: un servicio al Señor en la Comunidad. Significa, de algún modo, una consagración a Dios.

La Comunidad -a través de sus responsables- tiene que mantener una exigencia. espiritual y de coherencia de vida para todos los que forman parte de un ministerio de música. "Solamente los músicos que viven de una manera ejemplar deberían ser utilizados en la Iglesia"; dijo una vez alguien con experiencia en el asunto.

Quienes sirven al Señor en este ministerio han de amar más a Dios y a su Palabra que a la música. Deben tener una visión de la música y el canto desde la Palabra de Dios y la Tradición de la Iglesia. Han de tener paciencia, equilibrio emocional, capacidad de sometimiento y de trabajo en equipo; entusiasmo y celo, compensados con sensatez y buen humor. En la base de todo esto: humildad. Sólo con una vida de oración diaria y de entrega real se puede servir al Señor.

 Autor:  Javier Rodríguez . Publicado originalmente en NUEVO PENTECOSTÉS, núm. 60 ( www.rcc-es.com )

¿Qué equipamiento de sonido usar para un local mediano?

Siguiendo con nuestro artículo anterior dedicado al equipo musical que podemos usar en diferentes situaciones, veremos lo que necesitamos para tocar en locales medianos, como podría ser por ejemplo, el gimnasio de un colegio o universidad. Hay muchas probabilidades de que los amplificadores que tienes no puedan llenar de sonido un local de estas características, especialmente si estás tocando frente a 300, 400 o incluso más personas, las cuales están bailando y hablando. Para una situación como esta, necesitas un buen sistema de amplificación y un mezclador para poder agrupar todas las señales que necesitan ser amplificadas. Si no estás muy bien económicamente, una buena opción es alquilar el equipamiento – al menos hasta que los conciertos sean muy frecuentes y merezca más la pena comprar el equipamiento. De todos modos, si estás pensando comprar un equipamiento, no se deben descartar ciertos recursos como son tiendas de segunda mano o eBay para encontrar lo que buscamos – un equipo musical de segunda mano nos puede ahorrar bastante dinero.

Para poner todo en marcha a la hora de tocar en un local de medio tamaño - imaginemos en una sala para conferencias en una universidad que se usa para conciertos también – necesitarás poner micrófonos en todos los instrumentos o tomar las señales directamente de dichos instrumentos. Para poner algunos ejemplos, puedes poner un micrófono en el amplificador o hacer funcionar la señal de la guitarra a través de un emulador de amplificado y entonces enviarlo al mezclador.  Se puede poner también un micrófono al amplificador del bajo, hacerlo funcionar el bajo de una entrada directa en los altavoces o por medio de un emulador de amplificador. Se puede coger la señal del teclado directamente del mezclador. Se pueden poner micrófonos en la batería o tocar con una batería electrónica directamente al mezclador. Por supuesto, para el cantante y los coros también necesitaremos micrófonos.

Si tienes cuatro instrumentos y tres vocalistas, necesitas un mezclador de 8 canales para poder manejar todas las entradas. El mezclador envía su señal a un amplificador. Para un lugar como puede ser el gimnasio de un colegio, necesitarás al menos 100 vatios, aunque cien más serían mucho mejor. Ahora necesitarás dos altavoces que pueden gestionar la potencia que nos entrega el amplificador. Dependiendo de los altavoces que selecciones, puede que necesites unos soportes para sostenerlos. Aparte de esto y como equipo auxiliar, puede que quieras monitores en el escenario. Tu mezclador tendrá una señal de salida de monitor, por lo que necesitarás un amplificador de monitor y varios altavoces para este dispositivo.

Puesto todo junto, necesitarás un mezclador de 8 o 12 canales, un amplificador principal, un amplificador de monitor, altavoces principales, soportes para los amplificadores si se necesitan, altavoces para los monitores, cables para los altavoces principales y de monitor, de tres a siete micrófonos, micrófonos estándar con sus correspondientes cables, y una furgoneta para llevar todo el material.

Como hemos comentado en el artículo anterior, incluso si estás tocando en un local o púb que tiene su propio mezclador, amplificadores y altavoces, deberías considerar traer algo de equipamiento propio. Por ejemplo, muchas bandas musicales se traen sus propios micrófonos con sus cables y un mezclador de 8 o de 12 canales. Lo que suelen hacer es hacer funcionar todos sus micros en su propio mezclador, y lo configura con su propio mezclador y envía las señales mezcladas al mezclador del local. De esta manera, la banda puede controlar la mezcla en lugar que otra persona perteneciente al local lo controle.

Esto también puede simplificar las cosas si no hay nadie disponible en el local para hacerse cargo del sonido. No tendrás que aprender como funciona el equipamiento del propio local ya que estarás usando solo uno de sus canales. Si estás planeando poner micrófonos en los amplificadores de las guitarras, entonces deberías traer los amplificadores y los micrófonos que estás planeando usar. Si estás usando emuladores de micrófonos u otro tipo de dispositivos, deberías llevarlos y conectarlos en tu propio mezclador.


miércoles, 22 de diciembre de 2010

¡¡¡ FELICES FIESTAS!!!


El Niño Jesús en el pesebre es una señal pequeña y frágil, pero rica por la fuerza de Dios que se hizo hombre por amor.  Navidad es la ocasión de ver con los ojos de la fe esa luminosa realidad, de sentir con los latidos de la esperanza el ardor del fuego de la Vida y de dejarnos inundar por la ternura y el amor divino.

Tu amigo y hermano Cristhian.

¿Como hacer el sonido de mi grupo?

Por lo tanto, tu y tus amigos han decidido organizar una banda musical, y ya tienen pensado hacer conciertos delante de una audiencia. Eso está muy bien, pero puede que haya un pequeño problema: el equipo musical actual que tienen puede que no sea el adecuado para hacer conciertos delante de un público exigente. Si no se dispone de un presupuesto mínimo para comprar un equipamiento musical decente, puede que se tenga que empezar con lo básico, justo lo que se necesita – lo necesario para salir del garaje o local de ensayo y meterse en un sitio real donde tocar en frente de gente. En el siguiente artículo, veremos de una forma rápida y sencilla, como son los conceptos básicos de los sistemas de sonido, también conocidos como equipos profesionales de audio, para que puedas poner en marcha un sistema musical que funcione en un sitio de mediano tamaño, como puede ser un salon u otro tipo de local similar.

Como primer paso, hay que ver el tipo de sitio en el que vas a tocar, porque te puedes potencialmente ahorrar mucho dinero comparando el equipo que necesitas con los lugares en los que vas a tocar. Por ejemplo, si  vas a tocar en una sala auditorio y salones parroquiales donde se suele hacer  eventos y música en vivo, hay posibilidades de que ya tengan un equipo musical básico permanente: un sistema de amplificación, altavoces y un mezclador ya instalado. Este es el mejor escenario que podemos encontrar porque lo único que tienes que hacer es conectarte al sistema. En un local con este tipo de equipamiento, tomas  los instrumentos y unos cuantos micrófonos y ya estás preparado para tocar.

También podemos llevar nuestro propio mezclador – no es necesario pero nos dará un mayor control sobre el sonido. Si estás tocando en teatros o salas habilitadas en colegio y universidades, ocurre lo mismo – puede que haya equipamiento disponible a mano, y no hace falta que lleves nada aparte del equipamiento básico. Sin embargo, si vas a tocar en conciertos en otros locales y no tienes equipamiento, entonces necesitas tener tu instrumental preparado. Asumamos que el grupo en el que estás tiene cinco miembros, y el escenario en el que se mueven es el siguiente:

    * Guitarra – El guitarrista tiene su propia guitarra y amplificador.
    * Bajo – El bajista tiene su propio bajo y su amplificador.
    * Batería -  Tiene su propia batería.
    * Teclado – El teclista tiene su propio teclado y amplificador.
    * Cantante – Tiene su propio micrófono y amplificador.

Aparte de esto, dos de los componentes del grupo hacen los coros. Cuando estás ensayando, esto es todo o que necesitas. Con este equipamiento básico, puedes tocar en un garaje o en un sótano y obtener un buen sonido para un espacio como ese. Este mismo equipamiento puede ser suficiente también para arreglarse en una fiesta en casa de alguien o un local pequeño. Depende del tamaño de los amplificadores de los que se disponga. Si hay unidades de 10 o 15 vatios, puede que no sea suficiente para cubrir un espacio mayor que un garaje, especialmente si hay mucha gente hablando en el sitio. Por otro lado, un amplificador de hasta 60 vatios puede funcionar bien en la mayoría de locales.

El equipo musical que probablemente no tengas, es un mezclador y los micrófonos para los vocalistas que se encargan de los coros. Cuando estás practicando y ensayando al principio, puede que no te hayas preocupado demasiado de los coros, pero durante las actuaciones en vivo, los coros deben ser oídos para llenar el sonido de la banda. La manera más  fácil de manejar los coros, es comprar un pequeño mezclador de cuatro canales. Con el mezclador, puedes mezclar las voces y la voz principal y amplificar la señal con el amplificador del cantante solista. Por lo tanto, añade el mezclador, los micrófonos para los coros, los cables para los micrófonos, y ya estarás preparado para un pequeño local.

Sin embargo, si tienes que tocar en un sitio más grande, la cosa cambia. Veremos esta situación en la siguiente parte del artículo, Hasta la proxima. 


Banda "Palo Santo"

“Qué es lo que pasa?” es el primer sencillo con el que la banda musical de barranquillera Palo Santo pretende divulgar su también primer trabajo discográfico del mismo nombre. 


ALBUM: ¿Que es lo que pasa?
1. Eres
2. Nadie mas
3. Quiero tu amor
4. ¿Que es lo que pasa?
5. Que seria
6. Querer eterno
7. No estamos solos
8. Su nombre es Jesús
9. Alas de libertad
10. Desierto
11. ¿Que es lo que pasa? (bonus track)

DESCARGA

Banda "Genesis" Rock catolico



 album Creer
01. Tómame
02. Celebraré
03. Tú Serás
04. Mirarte a los Ojos
05. Creer
06. Tu
07. Eres mi Paz
08. Levántate
09. Madre del Hombre
10. Llevamé
11. Ven
12. Gracias
13. No existen Palabras
14. Yo quiero Construir

DESCARGA

martes, 21 de diciembre de 2010

¿Que es un villancico?

Un villancico es una composición musical, y la forma poética asociada, tradicional de España, Latinoamérica y Portugal. Estas piezas fueron populares entre los siglos XV y XVIII. Los villancicos eran originariamente canciones profanas con estribillo, de origen popular y armonizadas a varias voces. Posteriormente comenzaron a cantarse en las iglesias y a asociarse específicamente con la Navidad. Compositores notables de villancicos fueron entre otros Juan del Enzina, Pedro de Escobar, Francisco Guerrero, Gaspar Fernandes y Juan Gutiérrez de Padilla.

Actualmente, tras el declive de la antigua forma del villancico, el término pasó a denominar simplemente un género de canción cuya letra hace referencia a la Navidad y que se canta tradicionalmente en esas fechas.

Las primeras composiciones que podemos denominar con este nombre surgieron hacia la segunda mitad del siglo XV, durante el renacimiento como una evolución de formas musicales populares mucho más antiguas. Formas similares eran llamadas hasta el siglo XV cantigas o canciones.

Su nombre tiene probablemente su origen en que se trata de composiciones de naturaleza popular, cantadas por los villanos o habitantes de las villas, típicamente campesinos u otros habitantes del medio rural. Eran cantados en fiestas populares, originariamente sin temática específicamente religiosa, siendo los principales temas los acontecimientos recientes del pueblo o la región. El género se amplió posteriormente hasta incluir temas de diverso tipo.

La forma poética está influida por composiciones tradicionales de origen mozárabe, tales como el zéjel que alternaba estrofas cantadas por un solista con un estribillo a coro. Éste dio paso a otras formas como la cantiga de estribillo o la cantiga de refram galaico portuguesa.

La estructura básica del villancico la forman dos elementos: el estribillo y las coplas, si bien su estructura es muy variable tanto en el número de versos como en la rima o la alternancia entre estribillo y coplas. Los versos son por lo general hexasílabos u octosílabos y componen un estribillo inicial, a veces con introducción, que consta típicamente de tres o cuatro versos que se repiten a lo largo de la obra, y unas coplas, divididas a su vez en dos mudanzas y una vuelta. Las mudanzas, que con frecuencia tienen rima simétrica formando entonces una redondilla o alternativamente una cuarteta, van seguidas de la vuelta o enlace de tres o cuatro versos en los que el primero tiene la misma rima que el último de la mudanza y el resto, o al menos el último, enlazan con el estribillo.

Esta estructura se aprecia en este villancico atribuído a Mateo Flecha el Viejo:
Riu, riu, chiu,
La guarda ribera,
Dios guardó el lobo
de nuestra cordera.
El lobo rabioso
La quiso morder,
Mas Dios poderoso
La supo defender,
Quizole hazer que
No pudiesse pecar,
Ni aun original
Esta virgen no tuviera.
Riu, riu, chiu,
La guarda ribera,
Dios guarde el lobo
De nuestra cordera.
Una forma poética pariente del villancico es la letrilla que en el siglo XVI pasó a denominar cualquier poema con estribillo, y que generalmente es de carácter satírico.

Música

En su forma clásica en el villancico marca la pauta la melodía del canto apoyada por un acompañamiento en tono grave que forma un buen soporte armónico por parte de las voces internas; el registro superior es el que lleva asociado el texto, el cual sigue la melodía en modo silábico; el cierre de los versos corresponde generalmente a las diversas cadencias. El discurso horizontal se orienta según procedimientos tonales ante litteram: por otra parte basta pensar que hay villancicos construidos también sobre un esquema de danza (sobre todo los más recientes pero también durante el renacimiento, en el lenguaje tonal) como passamezzo o folía. La polifonía se acrecienta generalmente mediante un inteligente contrapunto derivado de la imitación de las frases musicales individuales entre las diversas partes, aunque el estilo homofónico y homorrítmico no sea inusual. El compás, en general binario, en ocasiones se aproxima a ritmos ternarios.

En el siglo XVII el villancico es un género sumamente popular, constituyendo la mayor parte de la producción musical española de la época. Se componen multitud de villancicos devocionales para las distintas festividades religiosas tales como la Asunción, la Inmaculada Concepción o festividades de santos además del Corpus Christi o la Navidad. En esta época el villancico se sofistica aún más añadiendo más voces a la polifonía, hasta ocho distribuídas en dos coros situados en diferentes partes de la iglesia y acompañamiento de violón, arpa y órgano. El estribillo se hace más largo y complejo polifónicamente, mientras que como contraste las coplas se acortan y simplifican musicalmente. También se introducen algunos elementos dramáticos. Son músicos importantes de este período entre muchos otros Cristóbal Galán, Juan Hidalgo y Sebastián Durón.

El siglo XVIII marca el inicio de la decadencia del género, el cual recibe cada vez más influencia de la música vocal italiana que por entonces dominaba el panorama musical europeo. Los villancicos alteran su sencilla estructura inicial complicándose con nuevas secciones musicales a imitación de la cantata, deviniendo en una sucesión de recitativos y arias da capo según el modelo de la ópera italiana. En 1765 se prohíben los villancicos en los actos religiosos.

En la América colonial el villancico siguió un desarrollo paralelo al de la península siendo valorado como medio evangelizador, incorporando el lenguaje y ritmos de las formas locales, incluyendo con frecuencia palabras en idiomas indígenas como el náhuatl, vocablos africanos o jerga de los dialectos europeos. Entre estos figuran los llamados villancicos de negro o negrillos en los que se imita el sonido de los dialectos africanos con onomatopeyas. Entre estos son particularmente conocidos los de Sor Juana Inés de la Cruz.

 Fuente: wikipedia.org




lunes, 13 de diciembre de 2010

Dunga lanza su nuevo DVD "Eletro-acustico"


Despues de larga espera Dunga lanza su  DVD  acustico"Eletroacustico", que contiene clasicos de su discografia como "Restauración" con arreglos nuevos para la grabación y un gran despliege de musicos, sonidos y luces, vale la pena este material musical producido por DAVI  y la grabadora Cancao Nova del Brasil.

Lista de canciones 
1. Vem, amigo
2. Tudo de novo
3. Foi assim
4. Compaixão
5. No colo da Mãe
6. Ei, amigo (inédita)
7. Transfiguração
8. Levanta a cabeça (part. esp.: Brais Oss)
9. Consagrado
10. Medley: O que te prende/Acorda pra vida/Paz inquieta/Pare de pecar
11. Como não falar do seu amor (inédita)
12. Quero e preciso
13. Profeta do amor (part. esp.: Boy)
14. Medley: Vai caminhar/Filho de Davi
15. Misericórdia infinita
16. Realiza o milagre em mim (inédita)
17. Restauração (Part. esp.: Fábio Roniel)
18. O meu lugar é o Céu.



domingo, 12 de diciembre de 2010

¿Que canciones cantar en el tiempo de cuaresma?

La cuaresma es un tiempo de penitencia, meditación y reflexión, es un tiempo de Oración.
Pra las celebraciones litúrgicas de este tiempo Cuaresmal, se utilizará el color Morado.

Canciones:
Los cantos de la celebración Eucarística y otros, deben ser cantos "sobrios", no muy alegres y se deben elegir cuidadosamente las letras: no deben contener palabras como: gloria, aleluia, ni expresiones que demuestren que jesús ya ha muerto y redimido (por ej: "..murió en la cruz y nos salvó.."; o "nos ha salvado", "nos ha redimido"), es decir, nada que nos "adelante" al tiempo litúrgico que viene.

Durante este tiempo, y hasta el sábado de Gloria (vísperas del Domingo Pascual) en la lista de cantos se suprimen definitivamente: el Aleluia, el Gloria y otros señalados por el sacerdote.

Lista sugerida:
  • Canto de Entrada
  • Canto de Perdón o Kyrie
  • Antífona que anuncie el momento del Evangeio o bien, Silencio
  • Canto para el momento de la Colecta Material
  • Canto de Ofrenda
  • Santo
  • Padre Nuestro (puede ser rezado)
  • Cordero
  • Canto de Comunión
  • Canto de Meditación o Acción de Gracias
  • Canto de Salida
El Mensaje:
Deben ser acordes al mensaje de la Palabra de Dios, ayudando a que quienes las escuhen puedan comprender el amor de Dios, y puedan acompañar en su corazón, a Jesús durante estos cuarenta días. No debemos dejar de lado las expresiones de confianza, de esperanza en la promesa de Dios: "Me voy, pero volveré".
Sabemos que el mismo Hijo de Dios caminará por el desierto cuarenta días, luego será ultrajado y crucificado; pero sabemos por FE en Sus Palabras, que Resucitará, y con Él, nosotros.

Instrumentos musicales:
Debemos ser prudentes y utilizarlos con moderación, con la mayor suavidad posible, ya que el "ruido" corresponde más bien a momentos de fiesta.
En la cuaresma, acompañamos las celebraciones y a la asamblea con el silencio, suaves melodías, y poco barullo. Debemos tratar que nuesros hermanos puedan unirse a Dios en la oración más íntima.
Sería conveniente dejar de lado el uso de batería, guitarra eléctrica, bombos, panderos, y otros instrumentos no adecuados para este tiempo de meditación.

Servidores Músicos y Cantantes:
Los servidores de la Música Sagrada deberán también, al igual que todos, practicar dentro de lo posible, la oración, la limosna y el ayuno.

No veamos ésto de descartar algunos instrumentos como una "traba" para nuestro servicio (ya que el baterista no tendrá cómo servir en misa musicalmente, como quien ejecute el pandero...); porque justamente nuestra obligación es Servir al Señor y a los Hermanos, aún "quedándonos de lado" en algunas cosas.
Ayunar, muriendo a esas pequeñas vanidades que como músicos muchos no pueden evitar.
Confesemos nuestros pecados a un Sacerdote, para vivir en Gracia estos momentos con Jesús, y permanentemente en oración.
Brindemos limosna material (compartiendo nuestra comida o regalando ropa a quien no la tiene, por ejemplo) y espiritual (brindando el perdón a quien nos ha ofendido, por ejemplo). Hasta la proxima.
Fuente: http://formacionpastoralmusical.blogspot.com/2009/03/cuaresma-que-cantos-utilizar-y-cuales.html

MARÍA, LA DISCÍPULA DE JESÚS.

Durante nuestra “lectio divina A la escucha del Maestro” varias veces hemos leído que “el discipulado” es una experiencia maravillosa y transformadora que podemos encontrar en el Evangelio de Lucas.

Es éste un tema bellísimo del que apenas se inicia su estudio. Pablo VI lo intuyó cuando, al clausurar la tercera sesión del Vaticano II, afirmó:

“Hija de Adán como nosotros y, por tanto, hermana nuestra con los lazos de la naturaleza... en su vida terrena realizó la perfecta figura del discípulo de Cristo, espejo de todas las virtudes, y encarnó las bienaventuranzas evangélicas proclamadas por Cristo” (21 Nov. 1964)

Ser discípulo de alguien es recorrer un camino largo de esfuerzo, de lucha, de aprendizaje y de mucho amor. Vaticano II habla de María como “la peregrina de la fe” y en esa expresión está sintetizada su experiencia de discipulado en la Escuela de Jesús. Su peregrinación de fe es un testimonio y un reto para nosotros que, como ella, caminamos por este valle de lágrimas y dificultades. Lo podemos ver insinuado de una manera muy bella en Lucas.

María, discípula de Jesús en el Evangelio de la Infancia (Lc. 1-2)

Aun sin llegar todavía a los dos textos durante el ministerio de Jesús (8,19-21; 11,27-28) que nos aclaran mejor la figura de María como discípula del Evangelio, los dos primeros capítulos del Evangelio nos sitúan, desde ya, en este tema.

Al proponer el Ángel la vocación-misión de María, en función de Jesús, nos dice Lucas que hubo en ella turbación y cuestionamiento (1,29), pero también pregunta (1,34). Y ante la respuesta de Dios que todo lo aclara, vemos en María la ofrenda de su vida (1,38) pero también la alabanza gozosa por la misericordia de Dios (1,46ss).

Cuando los pastores van a visitar al recién nacido como su Salvador, contaron lo que les habían dicho acerca de él y “Todos los que lo oyeron se maravillaban de lo que los pastores decían” (2,18). Por el contexto, el “Todos” se refiere a José y a María, pero puede también hacer referencia a la comunidad que escucha el mensaje. Inmediatamente, Lucas agrega una reacción propia de la Madre: “María, por su parte, guardaba (syneterei) todos estos sucesos (rhmata) y los meditaba (symballousa) en su corazón” (2,19).

Cuando llevan a Jesús a presentarlo al Templo y tienen el encuentro con Simeón, “su padre y su madre estaban admirados de lo que se decía de él” (2,33). Cuando a los doce años llevaron a Jesús a la fiesta de la pascua en Jerusalén y “él se quedó en Jerusalén, sus padres lo buscaban sin encontrarlo” (2,44-45); regresan a Jerusalén y lo encuentran el Templo (2,46). “Todos lo que oían estaban estupefactos por su inteligencia y sus respuestas. Cuando lo vieron, quedaron sorprendidos y su madre le dijo: Hijo, ¿por qué nos has hecho esto? Miras, tu padre y yo, angustiados, te andábamos buscando” (2,47-48). Y, ante las respuestas de Jesús, “ellos no comprendieron la respuesta que les dio” (2,50).

Cuando, por último, volvieron a Nazaret, “su madre conservaba (dieterei) cuidadosamente todas estas cosas en su corazón” (2,51).

Hemos hecho expresamente la recopilación de verbos (al subrayarlos) para que de una manera más clara captemos ahora el proceso de conciencia lenta que fue teniendo María acerca de Jesús.

Pertenecer a la familia escatológica de Jesús y vivir como discípulo, es un trabajo arduo de cuestionamiento y búsqueda, de meditación e interiorización, de silencio y contemplación, de estupefacción y de sorpresa, de oscuridad y pregunta, de encuentro y júbilo, de angustia e incomprensión... de buscar sin encontrar, de encontrar sin poseer. La alabanza y la admiración; la ofrenda y el gozo; el saber admirarse y contemplar; el no saber dónde está el Señor y amarlo a pesar de todo; el no comprender todos sus caminos pero insistir en su búsqueda y guardar todos los acontecimientos en el corazón para gozar y comprender más tarde...

Todo esto es propio de un discípulo que camina y no se estanca; que sigue a su Maestro por donde quiera que va, pero se sabe, amado, protegido y orientado, porque en la cruz está su gloria y en la entrega libre por sus hermanos ofrece la Vida salvadora que él mismo ha recibido de Jesús. Y María es la primera discípula de Jesús, que hace todo este proceso y se convierte para nosotros en testimonio vivo del oyente de Jesús.

P. Carlos Álvarez cjm
www.cesanpablo.org/  

jueves, 9 de diciembre de 2010

Villancicos de Navidad







Feliz Navidad José Feliciano

Christmas Songs from Silistra

El sorprendente poder formativo de la música (I)

Entrevista con el profesor Alfonso López Quintás que habla de la creatividad, la formación y la música. 
 Ver por dentro –de forma creativa-- el proceso de interpretación y el de audición de la música revela en ésta una fuente inagotable de formación humana.
 
Es la constatación que ha llevado al profesor Alfonso  López Quintás a publicar un nuevo libro: «Estética musical. El poder formativo de la música» --Rivera Editores, Valencia, 2005 (XXXwww.editores.riveramusica.com)--.

Catedrático emérito de Estética en la Universidad Complutense de Madrid, miembro de la Real Academia de Ciencias Morales y Políticas y de «L´académie internationale de l´art» (Suiza), López Quintás es fundador del proyecto formativo «Escuela de Pensamiento y Creatividad» --difundido en España e Iberoamérica-- y profesor de los cursos de doctorado de música en la Universidad Autónoma de la capital española.

Más de cuarenta obras ha publicado sobre temas de filosofía, pedagogía, creatividad y arte. Sacerdote de la Orden de la Merced, López Quintás busca con sus trabajos descubrir y promover la capacidad creativa del ser humano a fin de lograr un desarrollo pleno de su personalidad.

Zenit le ha entrevistado sobre su nueva aportación en el ámbito de la música.

--En su nuevo libro usted relata que el gran violoncelista Pablo Casals, poco antes de morir, indicó que la humanidad todavía no sabe lo que tiene al poseer el don de la música. ¿A qué cree que aludía?

--López Quintás: Tuvo sin duda ante la vista el papel ennoblecedor y consolador que juega la música en nuestra vida. Pero es posible que profundizara todavía más y considerara que la experiencia musical nos insta a vivir de modo relacional y penetrar en el enigma de la realidad.

--¿Qué hace de la música una invitación a vivir de modo relacional?

--López Quintás: Hoy sabemos, por la Física de las partículas elementales, que la materia se resuelve, en última instancia, en «energías estructuradas», es decir, relacionadas. «La materia –escribe el físico canadiense Henri Prat-- no es más que energía dotada de "forma", informada; es energía que ha adquirido una estructura». Todo el universo, en sus diversos estratos, se asienta en el poder de las relaciones. Por su parte, la música es toda ella relación; no se basa en notas, sino en intervalos, que son el impulso que lleva a pasar de una nota a otra, y con intervalos se configuran temas, y, a base de entrelazar temas según las distintas formas musicales, se componen los grandes edificios sonoros. Por eso cada elemento del edificio musical remite a todos los demás. Cuando entramos en contacto con los materiales sonoros, vibramos con los otros siete niveles de la composición. De ahí que, al vivir intensamente ese carácter relacional de las composiciones musicales, nos parezca asistir a la génesis del cosmos, porque sentimos vivamente el poder de las relaciones.

--Su libro comienza con una descripción de las categorías griegas y las categorías generales: armonía, simetría, lo cómico, lo gracioso, lo sublime, lo trágico... ¿También orienta este análisis desde el punto de vista relacional?

--López Quintás: No hay más remedio, si se quiere ser fiel a la realidad de la experiencia estética. Los griegos no sólo cultivaron genialmente los diversos géneros artísticos: la pintura, la escultura, la arquitectura, la música, la literatura… Se detuvieron a reflexionar sobre la forma de «crear obras en la belleza», como decía Platón. La Venus de Milo se ve extraordinariamente elegante y bella. Analizándola con los recursos de la matemática, se descubre que está configurada conforme a las dimensiones de la llamada «sección áurea» o «número de oro». Los griegos descubrieron que si se divide una superficie conforme a una determinada proporción se obtiene un resultado muy valioso estéticamente. Ya está aquí operante la relación. Hoy sabemos que la belleza del Partenón se debe a su armonía, y ésta se obtiene vinculando dos cualidades: la proporción y la medida. La proporción es una relación determinada entre las diferentes partes del edificio; la medida es el ajuste entre todo el edificio y la figura humana, tomada como canon. La relación se revela como la raíz de la belleza.

--¿Sucede lo mismo con las categorías estéticas modernas?

--López Quintás: También ellas son relacionales. La comicidad surge, casi siempre, cuando hay una caída de un nivel superior a otro inferior. La gracia, en cambio, implica un ascenso, un salto hacia arriba. Siempre es la relación la que funda el carácter estético de nuestras acciones. Lo sublime es aquello que, por su grandeza, nos invita a elevarnos. Si nos causa pavor, no podemos adoptar la distancia de perspectiva que implica toda experiencia estética. El pavor tiene que ser sustituido por el asombro. Entonces captamos la relación que se da entre la realidad magnífica que nos apela y nosotros que somos invitados a elevarnos a una alta cota de realización.

--¿Qué aspectos subraya especialmente en la Estética musical?

--López Quintás: Expongo los principales temas relativos a la expresividad musical: el lenguaje de la música y sus recursos, su capacidad de glorificar lo sensible y a la vez trascenderlo, el enigma de la inspiración, los ocho niveles de realidad que integran cada obra de calidad… Resalto de modo especial el proceso de interpretación y el de audición, porque, vistos por dentro, de forma creativa, constituyen una fuente inagotable de formación humana. Empiezo a oír el «Requiem» de Mozart. Al principio me sorprenden gozosamente las armonías sombrías de la breve introducción orquestal, pero, al entonar el coro las palabras «Requiem aeternam dona eis Domine» («Dales, Señor, el descanso eterno»), quedo sumergido en un ámbito de súplica entrañable, en el cual siento a la vez el estremecimiento ante la hora definitiva, la confianza en el Padre, la esperanza de la vida eterna. Estos sentimientos se incrementan cuando el coro insiste en el adjetivo «aeternam» en oleadas ascendentes. No me extraña que el gran físico contemporáneo Stephen Hawking haya manifestado que, si pudiera llevar algo consigo al morir, elegiría el «Requiem» de Mozart. En verdad, debemos confiarnos a estos auscultadores geniales de la grandeza potencial que albergamos los seres humanos.

Fuente: Catolic Net.com

Estacion Cero - Mi eterno destino [2006]


TRACKLIST
  1. Agúzate
  2. Amada mujer
  3. Mi eterno destino
  4. Por cosas del amor
  5. Sonriendo por ti
  6. Hoy reconozco
  7. Cien mil estrellas
  8. Fe
  9. Ay bendito
  10. Mi verdad y mi consuelo
  11. Mi eterno destino (Bonus Track)
 DESCARGA AQUI

Metamorfosis - Primero Dios



Track List
1. Toma Mi Vida.
2. Canta Al Señor.
3. Eternamente.
4. Quiero Conocerte.
5. Cantare De Tu Amor.
6. Dios Te Mira.
7. Necesito Tu Amor Mas Que Ayer.
8. Judas.
9. Mi Vida Y Mi Pasión.
10. Ya Basta.


DESACARGA AQUI

Metamorfosis - Escrito En Las Estrellas



Track List
1. Cielo Gris
2. Quisiera
3. Escrito en Las Estrellas
4. Te Prometo
5. Luz en Mi Camino
6. Inexplicable Amor
7. Cuando Todo No Tiene Sentido
8. Alisse
9. Hasta El Fin
10. Solecito Song.

DESCARGA 

F220 - Real


Temas:

1) Amo Del Metal
2) Brazos Abiertos
3) Real
4) El Que Habita
5) Día A Día
6) Alas
7) Alto Es
8) Sálvame
9) Tatuaje
10) Todo Lo Que Soy
Bonus: Dios, Union, Libertad (bonus track)


DESACARGA

Música instrumental "Bless his name"



Track list
01. In His Time
02. O Lord, You're Beautiful
03. Isn't He?

04. You Are My Hiding Place
05. Come Let Us Worship And Bow Down

06. Father, I Adore You
07. There's Something About That Name

08. Where The Spirit Of The Lord Is
09. Ah, Lord God
10. Surely The Presence
11. Through It All
12. I Will Call Upon The Lord
13. Open Our Eyes
14. I Will Bless The Lord

15. He's As Close As The Mention Of His Name



DESCARGA

Música instrumental "First Prayers"

01. All that I Am
02. To Jesus Christ Our Sovereign King - O Sacrament Most Holy
03. Prayer of St. Francis
04. Heart of Jesus
05. Tantum Ergo
06. The Lord is My Shepherd
07. Pass it On
08. We Offer Our Lives
09. Mary Immaculate
10. O Sacred Heart, O Love Divine
11. Service
12. What so ever You Do
13. O Salutaris
14. Spirit of God
15. Mother of Christ
16. He
17. Salve Regina
18. Here We Are
19. Lord of Mercy and Compassion
20. O Sanctissima
21. Time to Change
22. Were You There when They Crucified My Lord
23. Immaculate Mother
24. All that We Have
25. Theme from The Cardinal

DESCARGA

Música Instrumental "Reflexiones guitarra jazz"



Aqui les dejo un cd instrumental muy bueno espero que les guste Dios los bendiga

Track List
1. Anciano de Dias
2. Luz Resplandeciente
3. Yo deseo estar donde Tú estas
4. Fundamento Firme
5. Dios nos Bendecirá
6. Levantamos tu Nombre
7. En tus Atrios
8. En la Gloria de tu presencia
9. En Tu Presencia
10. Pedid en Fe

DESCARGA

Música instrumental "JAZZ from the Heart"




TRACKLIST
1. This is My Father's World
2. Be Thou My Vision
3. Softly & Tenderly
4. My Jesus I Love Thee
5. All Creatures Of Our God And King
6. Nothing But The Blood
7. When I Survey The Wondrous Cross
8. Crown Him With Many Crowns
9. What Wondrous Love Is This
10. Tis So Sweet To Trust In Jesus
11. Come, Thou Fount Of Every Blessing
12. I Surrender All

DESCARGA

Canciones A La Virgen De Guadalupe

Para este 12 de diciembre


1. A Ti Virgencita
2. Adios Reina Del Cielo
3. Oh Maria
4. Desde El Cielo
5. Felicidades
6. Juan Diego
7. La Guadalupana
8. La Manda
9. Lupita Querida
10. Mañanitas A La Virgen
11. Mi Morenita
12. Navidad Guadalupana
13. Ofrenda A Mi Madre
14. Ofrenda A Una Madre
15. Ofrenda Guadalupana
16. Oh Madre Mia
17. Plegaria Guadalupana
18. Poema A La Virgen De Guadalupe
19. Reina Del Cielo
20. Señora Del Tepeyac
21. Serenata En El Tepeyac
22. Un Rayito De Sol
23. Virgen Ranchera

DESCARGA: http://pastoralmisioneraneza.blogspot.com/search/label/CANCIONES%20A%20LA%20VIRGEN

Música instrumental de navidad "El mejor regalo"

DESCARGAR-Rodriguez-El.Mejor.Regalo.rar

Música Instrumental de navidad


DESCARGA

sábado, 4 de diciembre de 2010

NUESTRA SEÑORA DE LOS MILAGROS DE CAACUPÉ

paraguay  Virgen de Caacupe
En el Paraguay abundan las bellezas naturales: pero entre esa multitud de dones que sembró la Providencia en su bondad hacia nosotros, ha de sobresalir Caacupé, la villa de los milagros rodeada por cerros, arroyos y una prodigiosa vegetación.

Caacupé es como un estuche de esmeralda que guarda una preciosa joya: la Virgen de los Milagros, hasta la cual no cesan de llegar los peregrinos de toda la república, en busca de consuelo y curas de sus males del espíritu y del cuerpo, o a pagar su deuda por una u otra salud recuperada.

En ómnibus, automóviles, carretas, a caballo y de a pie, todos los Paraguayos hemos ido siquiera una vez en nuestras vidas a visitar a nuestra Virgencita de Caacupé en busca de consuelo o para agradecerle alborozados sus divinos bienes.

Nos cuenta la historia que corría el año 1600.....cuando cierta mañana un grupo de indios Mbayaes perseguía a un guaraní con intención de darle muerte, tal vez por pertenecer a otra tribu dominante del área, o tal vez porque el indio guaraní convertido al cristianismo y era feligrés de los franciscanos, a los que los Mbayaes temían tanto como al diablo.

Completamente acorralado como estaba y desesperado por la suerte mortal que le esperaba, el indiecito convertido se escondió detrás de un gran árbol que le parecía protector. Agazapado y tembloroso, se le iluminó de pronto el recuerdo de la Inmaculada Concepción, que era la Virgen de su predilección. Entre súplicas y suspiros, entre miedo y esperanzas, le prometió a la Reina de los Cielos que si lo libraba de sus injustos y feroces enemigos, le haría una imagen de la misma madera de aquel árbol.

Milagrosamente, los Mbayaes no lo encontraron en aquel monte y al caer la noche se vieron obligados a volver a sus tolderias. El indiecito guaraní se vio luego libre......y no vivió más que para cumplir su promesa.

Esperando un prudencial tiempo, el guaraní vuelve al árbol protector, ya con sus primitivas herramientas. Desgajó de aquel tronco la madera necesaria para su propósito, puso a secarla, y pacientemente, con todo el arte de sus manos y el fervor de su alma, se puso a esculpir dos estatuas de la Virgen: una, mas grande, destinada a la Iglesia de Tobatí, cercana al lugar, y otra, mas pequeña, para su devoción particular.

Esta imagen menor es la Virgen de los Milagros que se la venera en la ciudad de Caacupé; imagen menor que iba a resultar la mayor, por la abundancia de sus dones y de sus fieles. Según la opinión de los críticos de arte en madera, la imagen es una creación artística genial de belleza extraterrena.

La historia no ha recogido datos de la imagen mayor, que se supone saqueada por los salvajes Mbayaes. 

Tampoco se supo mas de aquel indiecito guaraní y cristiano, pero aunque nunca sepamos a quien deben la fe y la iglesia esa obra de inspiración divina, nuestra fe nos dice que ya está desde hace tiempo compartiendo con nuestra Madre Celestial..... y quien podría negar que no estuviera hoy intercediendo por todos los que estamos hoy aquí reunidos brindándole este homenaje.

Fiesta: 8 de diciembre (Inmaculada Concepción)


Oración a la Virgen de Caacupé"Santísima Madre de Dios y madre nuestra,
desde vuestro Santuario de Caacupé cubrid con vuestro manto protector
a vuestros devotos y a todo el Paraguay.
Interceded por nuestros padres y bienhechores,
por los desvalidos y todos los necesitados de perdón y misericordia.
Proteged a nuestra Santa Madre la Iglesia
y alcazad luz a los magistrados para
que hagan justicia y haya paz entre los hombres.
Después de la gracia particular que os pedimos,
alcanzadnos también la gracia
mayor de preservar en nuestra Fe
y en vuestro Amor,
para así merecer la realización de
la promesa que Nuestro Señor Jesucristo
nos hiciera cuando dijo:
"El que persevere hasta el fin se Salvará."
A Vos pues, Madre querida,
clamamos para que nos obtengáis tan singular favor.
Amén."
(Pídase la gracia particular).

Novena de la Virgen de Guadalupe


Virgen de GuadalupeNOVENAen honor de
NUESTRA SEÑORA DE GUADALUPE
Patrona de las Americas

Comience el 3 diciembre para terminar en la fiesta. Puesto de rodillas delante de María Santísima, hecha la Señal de la Cruz, se dice el siguiente:
Acto de Contrición
"Señor mío, Jesucristo, Dios y Hombre verdadero, Creador y Redentor mío, por ser vos quien sois, y porque os amo sobre todas las cosas, me pesa de todo corazón haberos ofendido. Propongo  enmendarme y confesarme a su tiempo y ofrezco cuanto hiciere en satisfacción de mis pecados, y confío por vuestra bondad y misericordia infinita, que me perdonaréis y me daréis gracia para nunca más pecar. Así lo espero por intercesión de mi Madre, nuestra Señora la Virgen de Guadalupe. Amén.

Hágase la petición: …Récese cuatro Salves en memoria de las cuatro apariciones y luego se reza la oración de cada día.

Primer Día
"¡Oh Santísima Señora de Guadalupe! Esa corona con que ciñes tus sagradas sienes publica que eres Reina del Universo. Lo eres, Señora, pues como Hija, como Madre y como Esposa del Altísimo tienes absoluto poder y justísimo derecho sobre todas las criaturas.

Siendo esto así, yo también soy tuyo; también pertenezco a ti por mil títulos; pero no me contento con ser tuyo por tan alta jurisdicción que tienes sobre todos; quiero ser tuyo por otro título más, esto es, por elección de mi voluntad.

Ved que, aquí postrado delante del trono de tu Majestad, te elijo por mi Reina y mi Señora, y con este motivo quiero doblar el señorío y dominio que tienes sobre mí; quiero depender de ti y quiero que los designios que tiene de mí la Providencia divina, pasen por tus manos. Dispón de mí como te agrade; los sucesos y lances de mi vida quiero que todos corran por tu cuenta. Confío en tu benignidad, que todos se enderezarán  al bien de mi alma y honra y gloria de aquel Señor que tanto complace al mundo. Amén. 

Un Padrenuestro, un Ave María y un Gloria.

Segundo Día
¡Oh Santísima Virgen de Guadalupe! ¡Qué bien se conoce que eres Abogada nuestra en el tribunal de Dios, pues esas hermosísimas manos que jamás dejan de beneficiarnos las juntas ante el pecho en ademán de quien suplica y ruega, dándonos con esto a ver que desde el trono de gloria como Reina de los Ángeles y hombres haces también oficio de abogada, rogando y procurando a favor nuestro.

¿Con qué afectos de reconocimiento y gratitud podré pagar tanta fineza? Siendo que no hay en todo mi corazón suficiente caudal para pagarlo.

A ti recurro para que me enriquezcas con los dones preciosos de una caridad ardiente y fervorosa, de una humildad profunda y de una obediencia pronta al Señor.

Esfuerza tus súplicas, multiplica tus ruegos, y no ceses de pedir al Todopoderoso me haga suyo y me conceda ir a darte las gracias por el feliz éxito de tu intermediación en la gloria. Amén.

Un Padrenuestro, un Ave María y un Gloria.

Tercer Día
¡Oh Santísima Virgen María de Guadalupe! ¡Qué puedo creer al verte cercada de los rayos del sol, sino que estás íntimamente unida al Sol de la Divinidad, que no hay en tu casa ninguna cosa que no sea luz, que no sea gracia y que no sea santidad!

¡Qué puedo creer sino que estás anegada en el piélago de las divinas perfecciones y atributos, y que Dios te tiene siempre en su Corazón! Sea para bien, Señora, tan alta felicidad.

Yo, entre tanto, arrebatado del gozo que ello me causa, me presento delante del trono de tu soberanía, suplicándote te dignes enviar uno de tus ardientes rayos hacia mi corazón: ilumina con su luz mi entendimiento; enciende con su luz mi voluntad; haz que acabe yo de persuadirme de que vivo engañado todo el tiempo que no empleo en amarte  ti y en amar a mi Dios: haz que acabe de persuadirme que me engaño miserablemente cuando amo alguna cosa que no sea mi Dios y cuando no te amo a Ti por Dios. Amén.

Un Padrenuestro, un Ave María y un Gloria.

Cuarto Día
¡Oh Santísima María de Guadalupe! Si un ángel del cielo tiene por honra tan grande suya estar a tus pies y que en prueba de su gozo abre los brazos y extiende las alas para formar con ellas repisa a tu Majestad, ¿qué deberé yo hacer para manifestar mi veneración a tu persona, no ya la cabeza, ni los brazos, sino mi corazón y mi alma para santificándola con tus divinas plantas se haga trono digno de tu soberanía?

Dígnate, Señora, de admitir este obsequio; no lo desprecies por indigno a tu soberanía, pues el mérito que le falta por mi miseria y pobreza lo recompenso con la buena voluntad y deseo.

Entra a registrar mi corazón y verás que no lo mueven otras alas sino las del deseo de ser tuyo y el temor de ofender a tu Hijo divinísimo. Forma trono de mi corazón, y ya no se envilecerá dándole entrada a la culpa y haciéndose esclavo del demonio. Haz que no vivan en él sino Jesús y María. Amén.

Un Padrenuestro, un Ave María y un Gloria.

Quinto Día
¿Qué correspondía a quien es un cielo por su hermosura, sino uno lleno de estrellas? ¿Con qué podía adornarse una belleza toda celestial, sino con los brillos de unas virtudes tan lúcidas y tan resplandecientes como las tuyas?

Bendita mil veces la mano de aquel Dios que supo unir en ti hermosura tan peregrina con pureza tan realzada, y gala tan brillante y rica con humildad tan apacible. Yo quedo, Señora, absorto de hermosura tan amable, y quisiera que mis ojos se fijaran siempre en ti para que mi corazón no se dejara arrastrar en otro afecto que no sea el amor tuyo.

No podré lograr este deseo si esos resplandecientes astros con que estás adornada no infunden una ardiente y fervorosa caridad, para que ame de todo corazón y con todas mis fuerzas a mi Dios, y después de mi Dios a Ti, como objeto digno de que lo amemos todos. Amén.

Un Padrenuestro, un Ave María y un Gloria.

Sexto Día
¡Oh Santísima Virgen María de Guadalupe! ¡Qué bien dice a tu soberanía ese tapete que la luna forma a tus sagradas plantas! Hollaste con invicta planta las vanidades del mundo, y quedando superior a todo lo creado jamás padeciste el menguante de la más ligera imperfección: antes de tu primer instante estuviste llena de gracia.

Miserable de mí, Señora, que no sabiéndome mantener en los propósitos que hago, no tengo estabilidad en la virtud y sólo soy constante en mis viciosas costumbres.

Duélete de mí, Madre amorosa y tierna; ya que soy como la luna en mi inconstancia, sea como la luna que está a tus pies, esto es, firme siempre en tu devoción y amor, para no padecer los menguantes de la culpa. Haz que esté yo siempre a tus plantas por el amor y la devoción, y ya no temeré los menguantes del pecado sino que procuraré darme de lleno a mis obligaciones, detestando de corazón todo lo que es ofensa de mi Dios. Amén.
Un Padrenuestro, un Ave María y un Gloria.

Séptimo Día
¡Oh Santísima Virgen María de Guadalupe! Nada, nada veo en este hermosísimo retrato que no me lleve a conocer las perfecciones de que te dotó el Señor a tu alma inocentísima. Ese lienzo grosero y despreciable; ese pobre pero feliz ayate en que se ve estampada tu singular belleza, dan claro a conocer la profundísima humildad que le sirvió de cabeza y fundamento a tu asombrosa santidad.

No te desdeñaste de tomar la pobre tilma de Juan Diego, para que en ella estampase tu rostro, que es encanto de los ángeles, maravilla de los hombres y admiración de todo el universo. Pues, ¿cómo no he de esperar yo de tu benignidad, que la miseria y pobreza de mi alma no sean embarazo para que estampes en ella tu imagen graciosísima?

Yo te ofrezco las telas de mi corazón. Tómalo, Señora, en tus manos y no lo dejes jamás, pues mi deseo es que no se emplee en otra cosa que en amarte y amar a Dios. Amén.

Un Padrenuestro, un Ave María y un Gloria.

Octavo Día
¡Oh Santísima Virgen de Guadalupe! ¡Qué misteriosa y qué acertada estuvo la mano del Artífice Supremo, bordando tu vestido con esa orla de oro finísimo que le sirve de guarnición! Aludió sin duda a aquel finísimo oro de la caridad y del amor de Dios con que fueron enriquecidas tus acciones. Y ¿quién duda, Señora, que esa tu encendida caridad y amor de Dios estuvo siempre acompañada del amor al prójimo y que no, por verte triunfante en la patria celestial, te has olvidado de nosotros? 

Abre el seno de tus piedades a quien es tan miserable; dale la mano a quien caído te invoca para levantarse; tráete la gloria de haber encontrado en mí una misericordia proporcionada, más que todas, a tu compasión y misericordia. Amén.

Un Padrenuestro, un Ave María y un Gloria.

Noveno Día
¡Oh Santísima Virgen de Guadalupe! ¿Qué cosa habrá imposible para ti, cuando multiplicando los prodigios, ni la tosquedad ni la grosería del ayate le sirven de embarazo para formar tan primoroso tu retrato, ni la voracidad del tiempo en más de cuatro siglos ha sido capaz de destrozarle ni borrarle?

¡Qué motivo tan fuerte es este para alentar mi confianza y suplicarte que abriendo el seno de tus piedades, acordándote del amplio poder que te dio  la Divina Omnipotencia del Señor, para favorecer a los mortales, te dignes estampar en mi alma la imagen del Altísimo que han borrado mis culpas!

No embarco a tu piedad la grosería de mis perversas costumbres, dígnate sólo mirarme, y ya con esto alentaré mis esperanzas; porque yo no puedo creer que si me miras no se conmuevan tus entrañas sobre el miserable de mí. Mi única esperanza, después de Jesús, eres tú, Sagrada Virgen María. Amén.

Un Padrenuestro, un Ave María y un Gloria.